jueves, 5 de mayo de 2011

De är här

Primero llegaron los cisnes, pero esos están tranquilamente en el río, a lo suyo, hasta que retoman su ruta. Pero estas creo que vienen para quedarse. Ya están aquí, conspirando, planeando cómo hacerse con el mundo. Con esa voz chillona que parece decir "ahora, ahora, ahora". Encima las gaviotas suecas parecen llevar pasamontañas, para que no las reconozcan.

4 comentarios:

Cándido Couceiro dijo...

Las farolas suecas no son de las baratas...

Couceiro dijo...

En Skellefteå no falta pasta. Es uno de los ayuntamientos más ricos de Suecia, si no el más. Compran las farolas más caras del catálogo y se quedan tan anchos.

Silvia dijo...

Jajajaja,vaya guiño! ya veo que ese hecho me perseguirá toda mi vida y tú te vas a encargar de ello, seguro....ayyyyy qué mal rato!!y aun por encima levantarme con el ojo en plan Sloth :(
Por otra parte me encantan esas gaviotas con pasamontañas!!!

jotiña dijo...

No serán de Bildu? llamar a la guardia civil por si las moscas

Publicar un comentario